lunes, 1 de octubre de 2007

MAL DE AMORES


La compré como la mejor, eso me dijeron: - la mejor entre todas, señor- Ya sé que la esclavitud no está bien pero cuando la adquirí no pensé en la gravedad del asunto. No era consciente que a una como ella no se la puede valorar con dinero.
Al principio, no te lo puedo negar, era un simple trozo de carne con ojos. La quería llevar a casa y que todos vieran lo lozana que estaba y lo bien que lo íbamos a pasar todos, el día que le metiésemos mano.
Durante los primeros días ni la miré, sólo la alimentaba, pero el día en que me fijé en sus ojos grandes y negros, pude percibir algo más, creo que ella ya había notado que yo la trataba como simple ganado. – Mira me ha salido un pareado sin haberlo deseado- Perdona que de vez en cuando bromeé con algún tema, es que así se me hace menos duro decirte todo lo que tengo que decir para que me perdones y pueda desquitarme de este dolor que me impide levantarme.

- Pues como te iba diciendo, vi sus enormes ojos, detrás de ese mechón que se paseaba por su cara y comprendí que estaba triste, se había alejado de los suyos y la había forzado a ser mía. No le pregunté que le parecería venirse a mi casa, no le pregunté que le gustaba, simplemente, lo sé, olvidé con dinero que ella también tenía sentimientos.

- Sí, la compré ilegalmente porque quería tenerla y demostrar a mis amigos de lo que yo junto con ellos éramos capaces de hacerle. Lo siento, era preciosa, lo siento.

- Aún recuerdo lo que me reí cuando vino Juan y le tocó el culo, el respingo que dio. A ella no le gustó pero yo insistí en que él la acariciase, contra más me decía lo estupenda que estaba, más superior me hacía sentir…, ¡qué estupidez!

- Pronto me di cuenta que era de primera y sí, como bien sabes, tuve una conversación con Gonzalo sobre su precio en el mercado. A él le pareció tan hermosa que me la quería comprar, la quería gozar el sólo o él con los suyos. Cometí dos faltas, la primera, y perdona que sea tan egoísta, tener esta charla sobre lo que valía delante de ella y otra intentar sacar el máximo de dinero posible si llegaba a venderla. Ella no tenía precio.

- Por favor, -¡Ay!- perdóname. Ya sé que por mucho que quisiéramos los dos ya no podemos estar juntos. Por favor…, de verdad, lo siento.

- Ahora vienen a mi mente esos momentos tan tristes que tuvo que pasar cuando la envíe al doctor para que me dijera que estaba completamente sana. Pero tienes que comprenderme yo nunca he estado en el lugar de su procedencia y no sé con quien o quienes había estado.

- Un momento, que me llaman al móvil


- Hola
- Buenas, ¿cómo te encuentras?
- ¿Qué cómo me encuentro?..., pues fatal, no puedo levantarme, pero, seguramente, cuando pueda levantarme no querré. Estoy hecho polvo.
- Con lo bien que lo estábamos pasando…
- Pues mira, parece que a ella no le ha hecho mucha gracia.
- Hombre, está claro, ninguna gracia. ¿A ti te gustaría que te hiciesen lo mismo?
- No me hables, no me hables. Ahora lo estoy pagando.
- Luego voy a ver como sigues.
- Mejor, llámame, porque no creo que pueda levantarme.
- ¡Arriba, machote!

- Bueno, ¿por dónde íbamos?... ¡Ah! Sí, también siento la vez que la dejé a cargo de Luis…, ese cabrón…, casi la achicharra viva. Pero quiero que entiendas que no podía llevarla conmigo a Cuba, nadie entendería porque iba con ella a un país donde un hombre de mi edad y soltero va a lo que va. Además como ilegal no la hubieran dejado entrar.

- ¡Ay! Tampoco te pongas tan bravo, porque nunca le prometí nada y le di casi de todo.
¡Ostias!, no hace falta que gires la cabeza para otro lado.
Dime que mi perdón puede ser, por favor, siento mi muerte cerca, yo ya no puedo más.
Si no la dejaba hablar, bien sabes tú por lo que era.., ¡coño! no hablábamos el mismo idioma.
Tienes los ojos llorosos, eso significa que lo mío no tiene remedio ¿no?. Por favor, que no puedo más. Además, piensa, que tú, algo, también has disfrutado de ella.
¿Por qué te tapas la cara?, ¿te avergüenzas? El dolor me tiene aquí engurruñido.
Voy a empezar a rezar, a ver si esto tiene algún remedio. – Padre nuestro que estás en los cielos… ¿cómo sigue?.. vamos…, tú sabes como va, yo hace mucho que no recito nada de esto. Creo que desde la comunión.
Sí, alguna vez le he dado un cachete pero era por cuestión de educación, no porque yo sea uno de esos maltratadotes perseguidos. ¡Ay!, no me digas más, es la imagen que estoy dando.
Por favor, no te vayas, quédate aquí a mi lado.

- Hasta ahora, me he aguantado lo que a bien me has querido confesar. Y lo estoy aguantando porque te veo sufrir hay sentado sin poderte levantar, el sudor te cae a chorro, pero ahora voy a salir de estos pocos metros cuadrados y te voy a seguir escuchando desde fuera. Todo tiene un límite.


- ¿Tanta vergüenza te doy que ni quieres mirarme a la cara?
- Que no es eso hombre, que no es eso.
- Bueno, puedo seguir contándote los buenos momentos que con ella pasé
- No sé, si por mucho que te arrepientas ella te va a perdonar.
- Ya su perdón no tiene sentido, quiero un perdón que vaya más allá.
- Tú la conocías, era demasiado para mí sólo por eso la compartí con todos vosotros…
¿ME ESTÁS ESCUCHANDO?
- Sí, sí te estoy escuchando.
- Prometo que si salgo de esta no vuelvo a hacerlo en toda mi vida. De hecho me pongo a régimen. ¡Por Dios que mal lo estoy pasando!. Jamás pensé pasarlo tan mal por una cosa que estaba tan buena.
La tenía que haber dejado en paz, en su casa, con los suyos, yendo al campo cada semana como le gustaba. Porque digo yo que esas son las cosas que les gusta a las de su especie ¿no?

- Espero que aunque no hables sigas ahí y que tu mudez se debas a que estás rezando por mí, toda la ayuda es poca. Me estoy muriendo y voy a ir derecho al infierno. La guadaña me acecha en cualquier rincón y por eso no puedo hablarte más deprisa.

- Cuando yo muera, un favor te voy a pedir: te hagas cargo de todos mis bienes y los repartas lo mejor posible. Bien sabes que desde que falleció mi santa madre no tengo nadie a quien dejar toda mi herencia. No es mucho pero para algo habrá. Con mi casa podrías hacer un colegio, a ver si así, el de arriba se acuerda de mí y me rescata de entre las llamas.

- Ha venido Segismundo
- Hola Segismundo, entra.
- No prefiero quedarme aquí
- No, hombre, entra.
- No, verte tan mal, creo que me afectaría
- Gracias por venir
- Es lo mínimo que podía hacer por ti, yo también la he “catao”
- Parecía buen ¿eh?
- Sí, pero era hembra y no hay ni una buena, ya lo decía mi padre
- Calla, calla, estoy intentando que antes de morir Dios me perdone y así me habrá las puertas del cielo
- No teníamos que haber hecho nada que mira como estoy yo ahora y todavía no es tarde para que todos vosotros también acabéis como yo.
- No digas tonterías. ¿Para que la compraste si no?
- Por favor, no me lo recuerdes
- Segismundo, ¿sigue hay Teodoro?
- Sí, se está revolcando por el suelo
- Ya ha empezado su castigo, vamos a caer todos.
- No creo que se un castigo divino. Se está revolcando de risa.
- ¿De risa?, ¿por qué se ríe?, ¿qué tiene de gracioso mi situación?
- Ahora mismo no puede hablar, pero piénsalo, macho, estás en el lavabo con una descomposición del copón y “to” “ofuscao” porque te has comido a una vaca que habías comprado para lo mismo.
- ¡Qué cabrón!, yo le había pedido que se quedará conmigo porque él como párroco, me podía dar la extremaunción. Ahora tendré que buscar a otro sacerdote. A otro que no será de confianza y tendrá que verme en calzoncillos.
- Esa es otra…, estás cagando, no hay quien aguante hay dentro. Demasiado bien te ha demostrado que es tu amigo, aguantando un rato y limpiándote el sudor.
- Como bien dices era el sudor, no el culo
- Menos mal
- ¿Tú también te ríes?
- Lo siento, no puedo evitarlo.
- ¡Ay, mi barriga! - Pues que sepáis que me estoy con un pie en el otro barrio
- Sí, te vas a morir, pero no de descomposición.

Al día siguiente:

- Te acompaño en el sentimiento, tú eras su mejor amigo
- Gracias
- ¿Cómo ha sido?, ¿un accidente con el tractor?
- No. Se comió su vaca y ha muerto de una descomposición. ¡snif,snif!

47 comentarios:

Blackrose dijo...

Extraño texto....
Realmente no sé ni qué decir, ni cómo decirlo, ni si quiero decir algo pero entre que lo pienso y no, aquí dejo este comentario.

Un beso!

Mavi dijo...

jajajaja.

Yo no me habría podido comer esa vaquita, pobre jajajajja.

juan rafael dijo...

Si es que cuando se hacen mayores son un problema ¿verdad?

Carme Fortià dijo...

Qué te voy a contar sobre lo que te hace sentir al principio, ¿no? Después eso sí, te sorprende y hasta te saca una buena risa!

Isabel Romana dijo...

Lo mío podría haberse comido a una señora... Ese final me ha hecho sonreir. Saludos cordiales.

Jo Mateixa dijo...

Jajajajajajajaja

AnGie dijo...

que triste!!!

snif
snif

Milagros Sánchez dijo...

Noto que esta argumentación es más propia de vuestro estilo y encaja con mucha más frescura y originalidad, que otros textos donde estáis menos inspiradas y no conseguís con ellos un buen nivel.
Queridas amigas os aconsejo explotar esta vena cómica que se os da de maravilla.

Besos ;-)

La Flor de la Mafia dijo...

jajaj!!!en un momento pense que era una perrita...

venus dijo...

trsite..extraño..raro..gracioso..y no se ...me quede de 6

un beso

Belén dijo...

jajajajja!!!! le esta bien empleado! ;)

besos!!!!!

Monstruo amorfo errante dijo...

Vaya vaya, muy bueno y muy divertido, saludos

Malina Hellsing: dijo...

:S ... es como ... extraño, pero bueno...

El Aparcacuentos dijo...

Como diría tu vaca asesina

Muuuuuuu bueno

María S. dijo...

La edad vieja es una maldición. Deberíamos ser siempre jóvenes para ser amados y ricos para ser adorados por los herederos.

Besos

El futuro bloguero dijo...

Me recordó el chiste del que va a una granja y ve un cerdo con una pata de palo. Cuando pregunta al granjero por el detalle de la pata de palo éste le dice:

- Es que le tomamos cariño, y nos da pena matarle y nos le estamos comiendo poco a poco, ¿sabe?

Un beso. Me ha encantado la vaquita. ¿Se parecerá a ésta de aquí?

Letizia dijo...

Hay que tratar de morir con dignidad. Por ejemplo por una toxina del marisco. Por lo menos sales en los periódicos.

Besos de Princesa

Loredana dijo...

kiss desde montréal.

Bonsaimusic. dijo...

La vaca sonrío a todas las mujeres por hacernos ese favor y quitarnos a un cabrón.

Un beso GRANDE.

Jassy dijo...

Plop! jajajajajaja muy bueno

Fanmakimaki ファンマキマキ dijo...

Esos ojos!!

ElPoeta dijo...

Muy bueno, me veía venir un final así, pero la historia está dicertida. besos,
V.

marciano dijo...

Me gusto el texto, pude entrever una beta un poco humorística que debe ser explotada en su totalidad, ahí esta plasmado un género literario en bruto.

Besos.

Mariano de Toledo

Insomne-perpetuo.blogspot.com

JJ - dijo...

Interesante ese discurrir para un final jocoso y estimulante a la vez. Buena prosa, sentido lúdico que atrapa.
Un gusto leerte.

Cristóbal Hurtado dijo...

Yo sigo asombrándome con este blog, el sólo título me mató, pero el contenido...uff, notabilísimo.

Un gran saludo de aprecio.

Poetiza dijo...

Gracioso texto...triste final....Dejo saludos. Cuidate.

mismilcosas dijo...

Una historia que suscita sentimientos varios si si si!! Muy bien nena :D

Muas muas
Queremos mas!!!! :P

rosa dijo...

m'encantat el relat, és extany però m'agrada el seu regust.
ei! qui ens observa?
un petonàs

rosa dijo...

com m'agradat el teu blog, i les sabates de taló són una meravella,les fotos ,la quincalla...totototot

Putas y Princesas dijo...

Supongo que ya te lo habrán dicho miles de veces, pero tu blog es una pasada. Derrocha sensualidad, feminidad... me encanta!!!

Saludos

NuRieta dijo...

estraño texto pero decir que me encata! si, me engancha hasta el final!

Gasper dijo...

No hay nada mejor que comer a alguien que no conocemos.

(claro que el toro no piensa lo mismo)

Besos muuuuuuuuuuchos

robelfu dijo...

sobresaliente ,muy raro pero divertido.Es bueno que de vez en cuando nos agan reir. Me encantan los zapatos de tacon tengo un monton .
Ya me pasare mas veces,a ver si hay mas vacas de esas ajajjaja
un besazo.

Nany dijo...

Hola guapa, la verdad que siempre sigo pasando por tu pagina y leo tus artículos, me gustan mucho, siento no poder escribirte tan seguido, voy pillada de tiempo, este fin de semana me caso y voy de bólido, de cualquier forma que sepas que te sigo…

zel dijo...

Para qué engañarnos, yo pensé en trata de blancas, eso fué lo que pensé!!!! Mira, celebro que fuera una vaquita, por lindas que sean!!! Final casi feliz???

La otra parte de mí dijo...

genial!me encanto leerte.te dejo un beso.

Mayo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Mayo dijo...

Angustiante en un principio, me atraparon las lineas con su interesante relato, muy asombroso tu texto no me imagine nunca el final. Muy bueno tu blog seguire visitandote ahhhh gracias por pasar por el mio. Nos estamos leyendo.

Noa- dijo...

Una vaca entera? Si no mueres de intoxicación, mueres de atiborramiento...

Saludos

carlota dijo...

Yo si me veía venir el final, pues después de leer el del amante, ya me espero lo que no parece, jeje. De todos modos, muy bueno. Besos.

Nosotras mismas dijo...

Gracias a todos por pasearos al son de unos tacones.

Besos.

vermella dijo...

Exótico y curioso, me encanta acabar riendo,es original.Según leía pasaba de unos escenarios a otros y no me imaginé que acabaría mugiendo.........
besos.

kukilin dijo...

Me encantó; he sentido, sorpresa, tristeza y hasta ha despertado en mi una sonrisa. ¡MUY buen texto!
Besitos.

itoitz dijo...

ha sido un placer arribar a tu espacio.
un rincón singular, intimo y personal.
Me gusta.
un abrazo.

N-A-S-A dijo...

ay , ay... sab�a que era una vaca! jejejeje me has tenido enganchada, muerta de risa, el dialogo con ese misterio que le pones a tus escritos. Genial en serio. Pobre hombre! yo no como apenas carne pero si comiera mucha carne y viera eso de la descomposici�n sinceramente me volv�a vegetariana.

jejejeje - pobre vaquita, que todos la cataron.

Cyllan dijo...

¡Porras! Estaba con el corazón en un puño hasta que me di cuenta de por donde iban los taco... Digo los tiros jajajaja. ¡Ya os vale!

rosa dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.